Los Clap, otra cara del guiso: el Gobierno se estaría embolsillando USD 965 por combo

article-thumb

Caracas, 15 de marzo.- Desde hace varios meses la oposición venezolana ha denunciado el supuesto “guiso” que envuelve la importación de las cajas con productos mexicanos que son distribuidas a través de los Comité Locales de Abastecimiento y Producción (Clap), las cuales estarían siendo vendidas con un sobreprecio de cientos de dólares a las familias venezolanas y dejando millonarias ganancias para el Gobierno Nacional. Sin embargo, no es la primera vez que los planes para “favorecer” al pueblo se encuentran inmersos en casos de corrupción, por lo que la Asamblea Nacional (AN) inició una investigación para dejar al descubierto las mafias que se esconden detrás los Clap.

Los bachaqueros “rojitos”

De acuerdo con los avances de dicha averiguación, la cual está a cargo del diputado Carlos Paparoni, el kit de alimentos que se distribuye casa por casa a través de los Clap, es adquirido por el Ejecutivo nacional con dólar preferencial, el cual cifra actualmente en 10 bolívares por dólar,  mientras que la caja es vendida a cada familia por 10 mil bolívares, que al cambio en dólar protegido cifra los USD$1000. Sin embargo, el costo por el que el gobierno adquiere el combo de productos es de USD$35 (350 bolívares a dólar preferencial), lo que significaría un sobreprecio de venta de 9.650,00 bolívares y a su vez una ganancia de USD$965 para el gobierno, los cuales alcanzarían para comprar alrededor de 27 cajas más.

 

cajas-clap22

Un “poquito” para el gobierno

Asimismo, la investigación también reveló que el combo, que según el gobierno es importado a 35 dólares, tiene un costo real de tan solo 8 dólares, lo que supone una diferencia de 27 dólares por cada caja, que se estarían quedando como “ganancias” para la importadora Postar Intertrade Limited, la cual pertenece al acusado por los Estados Unidos como testaferro del vicepresidente de la república, Tareck El Aissami, Samark López Bello, quien habría obtenido 122 millones de dólares  por la importación de dichos alimentos.

En resumen, si las cajas cuestan 8 dólares (80 bolívares) y no 35 dólares como sostuvo inicialmente el gobierno, no se estarían estafando USD$965 a cada familia venezolana, sino un total de $992 dólares (9.920,00 bolívares), con los que se podrían adquirir otras 124 cajas de productos mexicanos. Pero eso no es todo, puesto que si se calcula dicha cifra al dólar paralelo que cotiza hoy en 2804,61 bolívares, el Ejecutivo estaría percibiendo un total de 2.781.568,00 bolívares por cada caja Clap vendida a una familia venezolana.

Aun así, el gobierno prefiere mantener la estrategia de la venta de las cajas importadas en vez de invertir en la producción nacional,  sin tomar en cuenta que solo un 20% de la población total recibe los productos y que no alcanzan para alimentar a un grupo familiar compuesto por cinco integrantes durante un mes, pero que generan ingresos millonarios a los oficialistas que hacen parte del lucrativo negocio.

cajas-clap1

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s