Unos 20 mil venezolanos hallan paz y esperanzas en el Perú

Dom, 13/08/2017 – 14:41

“Dejé todos mis sueños en Venezuela y ahora estoy aquí tratando de empezar de cero. No tengo a nadie, estoy solo; pero soy joven y tengo retos trazados. Sé que lo lograré aquí en tu país”, nos dijo muy seguro y con total optimismo Gabriel Gonzales, un joven universitario de 21 años que escapó de la crisis política, social y económica que se vive en su país.

Él se gana la vida vendiendo arepas, bombas y tizanas en el Jirón de la Unión. Trabaja de sol a sol con un solo objetivo: traer a sus padres y hermanos, quienes, nos contó, sufren hambre y terror en Venezuela. “Mi país está sumido en el caos”, señaló.

Gabriel es uno de los más de 20 mil venezolanos –incluidos turistas y refugiados– que se han establecido en el Perú. Ellos han llegado en busca de trabajo, pero sobre todo en busca de seguridad y de paz.

Darvin Rivas, de 23 años, es otro joven que huyó del caos de Venezuela hace casi un año. “Allá, sales en la mañana y no sabes si vas a retornar a casa. No hay comida y si tienes dinero no hay qué comprar, el dinero no vale nada. Allá no se vive, se sobrevive”, nos contó con tristeza.

La mayoría de ellos llegó a nuestro país tras vivir un verdadero viacrucis. El viaje por tierra puede durar hasta siete días. “Viajé siete largos días en un autobús, fue duro y difícil. Comíamos pan y atún”, manifestó Johana Henríquez, madre soltera de 42 años, quien dejó a sus dos niñas en Venezuela. “Ellas (sus hijas) están allá, pero algún día las traeré”, nos aseguró.

Ella trabajaba en una fábrica de zapatos y hoy vende bombas (dulce venezolano) en el Jirón de la Unión. “Trabajé en una fábrica de zapatos durante 18 años y me despidieron cuando entró en quiebra debido a la crisis en mi país. Fue muy triste”, señaló.

“Lo que más me duele es haber dejado a mi hijita de 6 años y a otra de 18 años, que está embarazada. Yo lucho por ellas. Vine por el futuro de mi nieto, por eso no me importa trabajar de 7:00 a.m. a 10:00 p.m. No me arrepiento, los peruanos nos tratan chévere”, aseguró.

Otra es la historia de Yoeli Martínez, de 26 años, quien tenía un restaurante en Venezuela. Hoy vende arepas y bombas (dulce) en el Jirón de la Unión y su sueños es tener un restaurante de comida venezolana.

Permiso temporal

Perú se ha convertido en un camino de esperanza para cientos de venezolanos. Es más, a la fecha, más de 11 mil de ellos ya han obtenido su Permiso Temporal de Permanencia (PTP). Con este documento pueden trabajar y estudiar sin problemas en nuestro territorio, informó la Superintendencia Nacional de Migraciones a Perú21.

Los lineamientos de este permiso fueron publicados el pasado 3 de enero, a través de un decreto supremo, en El Peruano. La norma entró en vigencia el 2 de febrero y duró hasta el 1 de agosto.

No obstante, ante la llegada de más ciudadanos venezolanos al Perú, el presidente Pedro Pablo Kuczynski decidió extender dicho permiso. Es así que el último 28 de julio, durante su mensaje a la Nación, prorrogó el PTP hasta por 120 días hábiles contados desde el 1 de agosto. Es decir, el plazo vencerá, aproximadamente, el 15 de enero de 2018.

Tras este anuncio, cientos de ciudadanos del país vecino –que ingresaron legalmente al Perú hasta el 31 de julio de 2017– han comenzado a efectuar dicho trámite. Lo primero que deben hacer es solicitar la Ficha de Canje Internacional, por lo que numerosos de ellos llegan todas las mañanas a la sede de Interpol, ubicada en la avenida Manuel Olguín, en Surco.

Ahí nos encontramos con Daniel Fernández, un joven de 23 años, quien en su país dejó a su familia, a su novia y sus estudios universitarios de economía. “Con este permiso puedo trabajar y estudiar de manera legal, podré permanecer por un año y luego este permiso nos permite pedir una prórroga por un año más. Sé que con esfuerzo lo lograré”, afirmó tras señalar que su mayor sueño es terminar su carrera en el Perú.

De otro lado, Migraciones informó que unos 8 mil turistas venezolanos han ingresado a nuestro territorio en los últimos meses y se estima que 6 mil de ellos todavía se encuentran en suelo peruano. A la fecha, el permiso de estos ciudadanos aún no ha vencido, señaló dicha entidad.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s